13/09/2017 | Politica


Cómo el macrismo desactivará el paro de la CGT

LAS BRASAS, EN CAMINO A CENIZAS

Cómo el macrismo desactivará el paro de la CGT

Las tres eternas semanas que tenía la CGT por delante para decidir un eventual nuevo paro contra el gobierno de Mauricio Macri ya están reducidas a dos, pero también parecen disipadas las burbujas de la efervescencia gremial.

Si bien no todo el mundo sindical estaba de acuerdo en mantener la confrontación, algunos sectores mantenían enhiesta esa postura y continuaban enarbolando contra viento y marea la idea de ratificar la pelea en el Comité Central Confederal del 25 de septiembre.

La administración Macri se dio rápidamente a la tarea de desinflar los ánimos más soliviantados, aprovechando además las rispideces internas de la CGT, y mientras fustigaba cualquier conato de confrontación públicamente, en bambalinas inició una tarea de diálogo y demolición.

Finalmente hubo reunión entre el ministro de Trabajo, Jorge Triaca Junior, y la cúpula cegetista, donde los asistentes coincidieron en que no era momento de mantener encrespadas las aguas realizando un nuevo paro general.

Varias razones acercaron las posturas de unos y otros. El contexto político enrarecido por el caso Maldonado; como siempre, promesas del gobierno a los sindicatos; el hecho de que una huelga -como en la mayoría de los casos- no cambiará demasiado las cosas; en esta ocasión estaría muy cerca de las elecciones legislativas (y aún si fuera después aún estaría teñida por las consecuencias y reacomodamientos de la contienda); la adhesión parcial que iba a tener la protesta, y, además, y quizás sobre todo, un debate caliente sobre un nuevo paro sin dudas haría estallar el triunvirato cegetista.

Además, en estas últimas horas, surgió la posibilidad de que el presidente Macri reciba a la dirigencia de la CGT.

No hay, al momento en que estas líneas son escritas, confirmación oficial de esa audiencia y, en consecuencia, mucho menos del temario. Nadie sabe entonces si habrá -si hay reunión- algún tipo de anuncio.

Pero lo concreto es que la foto del primer mandatario, de algunos de sus principales ministros y de los sindicalistas más influyentes es todo un gesto político. Lo cual se traduciría, además, en que todo sigue siendo un juego de la cinchada o un duelo de espadachines de esgrima, con visteos pero sin heridas fatales.

Los gremialistas necesitan mantener abierto los canales de diálogo y negociación con el gobierno, sobre todo por la cuestión de las obras sociales y porque quieren ser partícipes de cualquier cambio que se proyecte, especialmente en materia de flexibilidad de las normas laborales.

Sobre todo a partir de que los gremios no poseen cobijo político, pues el peronismo continúa dividido y en la búsqueda de su norte, con serias dudas todavía acerca de tener chances de volver al poder en 2019.

Y la administración, que estos días logró con mucho esfuerzo -y promesa de dinero, claro- desactivar las protestas de las organizaciones sociales piqueteras (que agrupan a sectores marginados de la economía formal y desocupados), necesita de los gremios justamente para que no se desbande el otro segmento de la sociedad, que aunque siente el rigor de los ajustes y de la retracción económica, aún se mantiene dentro de los márgenes y no se ha ido a la banquina.

Ahora bien, no podrán seguir así toda la vida. En algún momento los caminos volverán a bifurcarse. Después de las elecciones, seguramente.

Tanto en la relación entre ambas partes, como en la propia CGT, donde no hay mucho tiempo para definir la situación interna.

El triunvirato ya decidió su defunción, aunque ha logrado estirar un poco la fecha. Tiene otro desafío: encontrar al hombre que será el secretario general único. Pero hay voces en el sindicalismo que se animan a ensayar una teoría que ya fue práctica: ¿y si hay dos CGT nuevamente? Ese sí que será otro problema, tanto para los gremialistas como para el gobierno. Pero no sería ni la primera ni quizás la última vez en la vida sindical argentina, tan afecta a las divisiones (aunque no a las sorpresas).

Para el caso de que los "muchachos", dicen esos voceros, logren consensuar un solo secretario general, ahí sí algunos no descartan una nueva sorpresa, como la que dieron hace tres décadas: "¿Alguien conocía a Saúl Ubaldini cuando fue elegido?", dijo uno de esos analistas que conoce la CGT por dentro desde hace casi medio siglo.

Claro que obvió algunos detalles. Será tan difícil (mejor dicho imposible) retrotraer el país al contexto en que se encontraba apenas renacida la democracia, como encontrar otro Ubaldini y, más aún, otro Lorenzo Miguel, el mentor de aquel joven que emergió con su campera de cuero del sindicato de una fábrica de levaduras de cerveza.

La historia tiene una pátina extraña. En muchas cosas no ha cambiado y se repite inexorablemente. Pero en otras cuestiones los cambios se dan más bruscamente y, por imperio de las circunstancias, las convicciones de unos y otros se adaptan a ellas. Así, los leños en llamas suelen transformarse enseguida en brasas y rápidamente van a camino a ser cenizas.

Compartí este artículo

Comentarios: RSS de este artículo

Pablo
13 de Septiembre de 2017

El sindicalismo es parte del cáncer que carcome a la Argentina desde los 50.

Son mafias, eternamente enquistadas en el poder y extorsionan a las empresas.

El relato de los "trabajadores" es para la gilada.

El único objetivo es mantener sus privilegios y el flujo de fondos $$$ a sus cuentas bancarias.

Además atrasan 70 años, estamos en los umbrales de la revolución de la inteligencia artificial, el trabajo manual desapareciendo y estos siguen con tu relato peroncho zurdoide de 70 años de antigüedad.

Siempre atentaron contra el trabajo, contra las fábricas, contra la generación de nuevos empleos.

O cambiamos o nos volvemos África. Los cambios en el siglo21 son 1000 veces más rápidos que en el siglo anterior. O nos modernizados o nos volvemos África. Esto va también para la educación, el estado en general y los privados también. Las empresas tienen que ser muy rápidas adaptándose o desaparecerán, habrá otras de otro tipo.

Las reformas laborales, educativas, financieras, fiscales... Son URGENTES. Si no se dan cuenta, pobres de ustedes.

Queda en nosotros elegir un gobierno abierto al cambio, que sea moderno y se adapte al siglo 21.

Por más que los ignorantes peronchos y el 1,5% de zurditos mediocres que tiene el país pataleen, el mundo no deja de girar y los años siguen pasando.
Los países que se adaptan y se modernizan progresan , los que siguen anclados a relatos del 70 terminan en la miseria. El mundo no se detiene ni le importan los relatos.

El pueblo elegirá, veremos si hay oportunidad de renacer o la decadencia se vuelve inexorable.

adam smith
13 de Septiembre de 2017

al chico down de arriba le dedico este poema.
perdón por la dedicación.
de verás, para un mogo es demasiado ...
entonces se las dedico a varios ...


Quién sabe Alicia éste país
no estuvo hecho porque sí.
Te vas a ir, vas a salir
pero te quedas,
¿dónde más vas a ir?

Y es que aquí, sabes
el trabalenguas trabalenguas
el asesino te asesina
y es mucho para ti.
Se acabó ese juego que te hacía feliz.

No cuentes lo que viste en los jardines, el sueño acabó.
Ya no hay morsas ni tortugas
Un río de cabezas aplastadas por el mismo pie
juegan cricket bajo la luna
Estamos en la tierra de nadie, pero es mía
Los inocentes son los culpables, dice su señoría,
el Rey de espadas.

No cuentes lo que hay detrás de aquel espejo,
no tendrás poder
ni abogados, ni testigos.
Enciende los candiles que los brujos
piensan en volver
a nublarnos el camino.
Estamos en la tierra de todos, en la vida.
Sobre el pasado y sobre el futuro,
ruinas sobre ruinas,
querida Alicia.

Piratón
13 de Septiembre de 2017

La CGT se anula sola. Al quedar en un mar pringoso con otras fuerzas sindicales que no son DEL PALO, sumados los militantes de partidos politicos que se contradicen hasta ideologicamente, sola se AUTOEXCLUYE del PROTAGONISMO HISTORICO. Se los ha tragado la COYUNTURA y han caido victimas de la manipulación ideológica pseudo progresista, ante el temor de perder terreno. Es decir HAN PERDIDO EL PODER DE INICIATIVA y a ahora esta la manejan, GRUPOS DE PODER INTERNO, como es el caso de PABLO MOYANO o el CANILLITA Omar Plaini, ahora militando con Cristina. Los SECRETARIOS DE LA CGT, se caracterizaron por ser "TIEMPISTAS" y manejarse CON VISION DE FUTURO de acuerdo a SUS INTERESES.La última convocatoria fué una muestra fallida de una acción que NO ERA DE ELLOS, sino mas propia de la CTA y sindicatos de izquierda. Los dirigentes de la CGT deben recordar que estamos en el SIGLO XXI, donde la ROBOTICA Y LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL MAS LOS PROCESOS AUTOMATIZADOS DE PRODUCCION, REEMPLAZARAN A MILES DE TRABAJADORES, que ello no implica el apartamiento del ser humano de la producción, sino la creación de NUEVAS PRESTACIONES. ¡ES EN ESO QUE TENDRIAN QUE ESTAR OCUPANDOSE PARA CAPACITAR A TODOS SUS TRABAJADORES Y A LOS HIJOS DE ESTOS, SI QUIEREN SEGUIR VIGENTES! ¡Son capaces de enseñarles "MOTOR A EXPLOSION", cuando dentro de 30 años no habrá casi vehículos que consuman combustibles derivados del petroleo! ¡EVOLUCIONEN!

Piratón del futuro
13 de Septiembre de 2017

bueno, en todo caso a mi me importa un pedo, total yo ya pasé los 50 años.
a pelarse.
así que : lo siento querido Piratón, lo siento por vos,
y gracias por ocuparte de un tiempo que ya llegó hace mucho y vos tampoco te diste cuenta.
siempre atrasadito piratón ... no ?
que lástima.
ya están dando volver al futuro VIII y vos te quedaste en el II ... una verdadera lástima.
pensar que tu primer posteo fue bastante lindo.
que te pasó ?
te agarró la bulrich ?.
te amenazó la gendarmería ?
te quemó eduardo feinman ?
te chupó clarín y/o sus satélites?
se enamoró de vos wiñaski ?
te levantó lanata?, te ofreció merca a cambio de una chupadita ?
ya sé, te contagió Pablo, el mas opa de los lectores de tribuna.
una lástima.
chau nene...

Pablo
13 de Septiembre de 2017

jajajaj trolls k citando a hippies drogadictos como sus fuentes de conocimiento ajajajajaja

No se puede esperar otra cosa de un kk, son tan básicos, que aburrido.

maria
14 de Septiembre de 2017

Muy bueno lo de Adam Smith, la CGT no defiende a los trabajadores, les interesa negociar y ver que tajada pueden sacar.Lamentable, los trabajadores deberían desafiliarse de los Sindicatos, total lo mismo van a terminar en la calle, con tantas industrias que cierran.

 

Seguinos también en