¡Recién Publicado!
cerrar [X]

¿Papá, por qué ganó Massa?

31
El periodista brinda un análisis de lo que dejaron las elecciones generales que dilucidaron que Massa y Milei volverán a competir en balotaje el próximo 19 de noviembre.
El periodista brinda un análisis de lo que dejaron las elecciones generales que dilucidaron que Massa y Milei volverán a competir en balotaje el próximo 19 de noviembre.

Y una noche Bombo le ganó a Tik Tok. Sergio Massa se quedó con la primera vuelta, irá contra Javier Milei y Patricia Bullrich los verá por TV.

 

Mientras el peronismo descorcha, los libertarios bajan a tierra y Cambiemos se relame las heridas, cabe ensayar un par de suposiciones.

Los anabólicos del oficialismo dio resultado. Lo decíamos en agosto: unos cuantos anuncios / promesas de Massa de mejor vida fueron respaldados por retoques tributarios y salariales con toda la billetera atrás. 

El llamado “pueblo peronista” no es masoquista y menos cuando el aparato lo enfrente con una borrosa opción liberal que sugiere el fin de los derechos sociales. Dicho de otro modo: nadie ama la inflación, la inseguridad o los narcos. Y como dice el filósofo de moda Byung Chul Han,  “la expulsión de lo distinto genera un adiposo vacío de plenitud”,  sacar de nuestras vidas lo que nos incomoda nos da una sensación de felicidad y seguridad.

Pero qué pasó con Javier Milei:  La pregunta que ahora se viraliza es si el León realmente quería ganar, si a esta hora deseaba gobernar, a la luz de sus desaguisados en las últimas semanas en el acting (dar vida a los personajes, dotándolos de emociones) y en la endeblez de sus propuestas dolarizadoras en medio de este pandemonium económico.

Concretamente, si hubo un guión original de autoboicot (¿coescrito con el peronismo?), o se fue adaptando siguiendo los dictados del pronóstico general: sin estructura, experiencia de gestión, poder legislativo y territorial, su proyecto anti casta resultaría arrasado en poco tiempo.

Hubo tsunami massista en la provincia de Buenos Aires – ¿el kirchnerismo pasa los barones quedan? – y en varios distritos del Interior en los que LLA había madrugado a todos.

En todo caso, el gran aporte de la app del fantasma libertario es haber inhabilitado la solapa de la memoria reciente del desastroso gobierno que termina.

El peronismo ha desmostrado su fama de Terminator y en campaña su último golpe de knock out a la ilusión liberal fue el marketing terrorífico sobre el fin de los subsidios al transporte público. Un mensaje de vida o muerte para millones de humildes.

Otra pregunta es si la fórmula fernet de Juan Schiaretti no fue finalmente una feliz creación para amputarle otra porción de sufragios que tal vez le habrían permitido a Bullrich ir al balotaje. 

Demasiado tarde para lágrimas para JxC. En la freudiana argentina, alguien dijo por las redes en estos días que la puja se estableció entre la psicosis, psicopatía y la neurosis. Perdió la neurosis.

Esta es una noche inolvidable para el peronismo, lanzado a olvidar rápidamente y por completo estos cuatro años de gestión ineficaz y negativo. De cara al balotaje se dejará puesto el traje de super héroe que defenderá a la sociedad de la quita de derechos. Nada mejor que una derecha ultramontana como ocurrió con Unidas Podemos en España frente a Vox para validar la propia opción.

El negocio justicialista ahora parece redondo. Porque el 19-N se plebiscitará al Estado del Bienestar, como si de la música clásica se tratara y no al gobierno ejecutor, una orquesta que hace tiempo desafina feo.

Este lunes, para los bolsillos de los afligidos ciudadanos, que se preguntaban por ejemplo hasta donde caerá este lunes la moneda o treparían los precios, el anuncio de un match Milei vs. Massa o viceversa es un bálsamo tranquilizaror. Al discurso antimafias y antiká,  la nomenclatura peronista, con su ominoso costado sindical, le había mostrado su navaja: ante cualquier intento de cambio, tronarían escarmientos.

Por lo pronto, Massa ministro y candidato se verá si sostiene su promesa de las vísperas de que no moverá el atrasado dólar oficial, como le reclaman todos los círculos rojos posibles. Pero la devaluación es una perspectiva de pesadilla para una sociedad esclava del descontrol de precios.

JxC podría emborrachase para olvidar, después de haber ganado 10 provincias y perder la Nación. Si entraba al balotaje, hubiera presidido la Argentina por el instinto de la gran tribu antiperonista. El amplio sector de la sociedad que hasta hoy le había otorgado poderes al macrismo-radicalismo deberá revisar esta membresía.

Viva Perón carajo y certificado médico para Alberto y Cristina, que hoy no saludarán en el atrio. Lo decíamos tras las PASO, cada vez que se escucha “que se vayan todos” se vienen los peronistas.

 
 

31 comentarios Dejá tu comentario

  1. La mayor y más frecuente equivocación de todos los que buscan las causas es que suponen que la gente elige libremente. La evidencia demuestra otra cosa. En las PASO no los apretaron y los dejaron votar. Cuando las cosas se les complicaron volvieron al apriete de siempre. No hay forma de mantener el secreto del voto en lugares donde más de la mitad o las dos terceras partes del padrón de una mesa son empeados públicos, o son militantes, o reciben planes. Es más, a cualquiera de nosotros le dan el padrón de una mesa, digamos unas 300 personas, y con los datos de los propios y lo que aparece en las redes, podemos saber a quién vota cada uno. Pero están los que votan libremente y pueden cambiaar de opinión de una elección a otra, pero no cambian tanto de opinión, y son la minoría. Los que se pueden apretar por mesa son los que no son propios pero dependen de recibir algún regalo de la política. No gana la mesa, no hay regalo. Por eso volvió el peronismo en las provincias del norte o en Santa Cruz. No es el regalo, no se trata de votantes corruptos y vendidos por una limosna de último momento. Esto es el apriete, es la promesa de que en una situación donde cada vez son más dependientes de los rufianes de la política, si los castigan se quedan sin nada. Es el "giro" del rufián, los "beneficiarios de tantos derechos" en algún momento pasan de corruptos a esclavos.

  2. En las PASO, libremente, ahora OBLIGADOS A VOTAR POR DOS que ni siquiera te deben representar. Adelanto, de ganar Milei, la Bregman, a DESARROLLO SOCIAL. Sigan participando, yendo a votar les aseguran los kiosquitos.

  3. VOTO EN BLANCO Jamás ser cómplice de un narco y ventajero y un trastornado que habla con almas de perros y se cree un cómic. Que se las arreglen entre ellos y los termos que llevaron al balotaje a estos dos impresentables que pactaron una sociedad política en una casona de nordelta. NO importa si votar en blanco es para Massa o Milei, simplemente es NO ser cómplice de la decadencia que se viene con cualquiera de esos dos anencéfalos. Sentite limpio de conciencia, no vayas a votar o votá en blanco. ¡Era Pato, la única que podía gobernar con seriedad! .

  4. Ni los partidos ni las personas. Lo único que vale son las propuestas. Yo voto ocho ministerios, no al género, no al Inadi, no al gasto y al conflicto permanente como manera de hacer política, no al la casta militante y no a la política profesional. La grieta está en el significado porque el significado marca las intenciones. Yo no quiero un gobierno de porongas que se golpean el pecho porque pagan un plan o ajustan las jubilaciones. Un gobierno digno y responsable tendría que hacer esas cosas, si son necesarias, pero pidiendo perdón y teniendo como meta que dejen de ser necesarias. El único que entendió eso es Milei.

Dejá tu comentario

El comentario no se pudo enviar:
Haga click aquí para intentar nuevamente
El comentario se ha enviado con éxito
Tu Comentario
(*) Nombre:

Seguinos también en

Facebook
Twitter
Youtube
Instagram
LinkedIn
Pinterest
Whatsapp
Telegram
Tik-Tok
Cómo funciona el servicio de RSS en Tribuna

Recibí diariamente un resumen de noticias en tu email. Lo más destacado de TDP, aquello que tenés que saber sí o sí

Suscribirme Desuscribirme

Notas Relacionadas

Video: los radicales ya cantan “Sergio Massa presidente”

Un sector del radicalismo porteño encabezado por el exsenador Nito Artaza expresó ayer su apoyo a la candidatura presidencial de Sergio Massa, de Unión por la Patria, en un encuentro que compartieron en el emblemático restaurante Lalín, un clásico...