¡Recién Publicado!
cerrar [X]

(No) hay que ponerle dinero en el bolsillo a la gente

11
1042
Palabra de especialista
Palabra de especialista

Desde la victoria electoral de Alberto Fernández (AF) se viene sugiriendo con creciente énfasis que para aplacar los problemas económicos hay que “ponerle dinero en el bolsillo a la gente”.

 

Más allá de las buenas intenciones detrás de la propuesta (mejorar los ingresos de los consumidores, en especial aquellos de menores ingresos), la idea puede causar más daño que beneficios. El punto no es si las intenciones detrás de una propuesta son “buenas” o “malas”, sino si dicha propuesta genera los resultados esperados. Las buenas intenciones no garantizan los buenos resultados.

Algunos de los problemas detrás de la idea de “ponerle dinero en el bolsillo a la gente.” ¿Quién lo financia?

Cómo es usual con este tipo de iniciativas, los políticos no suelen prestar atención al origen de los fondos que sus propuestas necesitan. Ponerle dinero en el bolsillo a la gente es una transferencia (\Delta Tr). La misma se puede financiar con suba de impuestos (\Delta T), emisión de deuda (\Delta B), baja del gasto público (\Delta G), o bien con emisión monetaria (\Delta M). Puede haber también una categoría de “otros” (\chi); por ejemplo venta de activos (acciones de la ANSES, etc.) Es decir, podemos reducir la propuesta relación.

\Delta Tr = \Delta T + \Delta B - \Delta G + \Delta M + \chi

Los defensores de esta propuesta suelen mirar el lado izquierdo de esta ecuación (\Delta Tr) sin prestar atención al lado derecho, que es justamente el origen de los fondos necesarios para poder “realizar” el lado izquierdo.

Subir impuestos no parece ser una buena manera de financiar este proyecto. Es, en definitiva, sacarle dinero al contribuyente por un lado y devolvérselo por el otro. Emitir deuda no parece ser una opción factible. ¿Va a ser deuda en pesos? ¿Va a ser deuda en dólares que luego hay que transformar en pesos en el mercado de cambios?

Bajar el gato no parece ser una alternativa jamás digna de consideración por el político medio argentino. Sería, también una manera de sacarle dinero a uno para dárselo a otros.

Queda, en definitiva, la monetización de la propuesta, lo cual lleva a mayores tasas de inflación. Esta parece ser la idea detrás del “ponerle dinero en el bolsillo a la gente”. Más allá del problema de la inflación, esta idea tiene un problema de diagnóstico.


Un problema de diagnóstico

La inflación es el resultado de un exceso de oferta de dinero por sobre la demanda de dinero. El problema es que sobran pesos, no que falten. El dinero que no se demanda se utiliza para demandar bienes y servicios que produce un aumento generalizado en el nivel de precios. Por el contrario, una demanda de dinero mayor a su oferta resulta en una caída en el consumo (para aumentar saldos monetarios) y en deflación.

Si el problema es que sobran pesos, ¿por qué se habla de “ponerle dinero en el bolsillo a la gente” (financiado con emisión monetaria si hace falta)? ¿Por qué si sobran tantos pesos hay familias que no llegan a fin de mes?

El problema de la inflación, claro, no es que suban los precios, sino que lo hacen de manera desordenada. Algunos precios suben antes que otros. Algunos precios suben más rápido que otros. Etc. Estos efectos no-neutrales (al menos de corto plazo) tienen efectos importantes.

El problema es que la expansión monetaria no afecta a todo el mercado al mismo tiempo. Ejemplo, el banco central emite pesos para financiar el déficit público. El primer agente económico en recibir los nuevos pesos recién impresos es el Tesoro. El gobierno recibe nuevos pesos antes que hayan sido utilizados para adquirir bienes y servicios. Por lo tanto, el Tesoro puede gastar los pesos antes que hayan subido los precios.

A medida que los pesos van de proveedor en proveedor distintos precios se ven afectados en distinta medida en distintos momentos. Eventualmente, la última persona en recibir los nuevos pesos lo hace después que los precios hayan subido. Son estas personas quienes tienen problemas para llegar a fin de mes. Estas personas ven los precios subir antes que sus ingresos. Estos son los principales destinatarios del “ponerle dinero en el bolsillo a la gente.”

Por este motivo es que la inflación es también un impuesto. En general un impuesto a los asalariados en beneficio del estado. En lugar de transferir pesos de los asalariados al gobierno, el impuesto transfiere poder adquisitivo de los asalariados al gobierno. Al final del día es indistinto si los precios se mantienen constante y el estado me quita el 10% del dinero en mi billetera o si los precios suben un 10% pero no me quita un solo billete de mi billetera. En ambos casos pierdo un 10% de mi poder adquisitivo, ya sea porque tengo menos billetes o la misma cantidad de billetes pero con menos poder adquisitivo.

El problema no es entonces que falten pesos en el bolsillo de la gente. El problema es que el exceso de pesos es también un impuesto que quita recursos de los contribuyentes y los transfiere al gobierno. La solución no es mayor emisión monetaria. La solución es, por el contrario, bajar de una buena vez la inflación. La propuesta de “poner dinero en el bolsillo de la gente” vía emisión monetaria erra en el diagnóstico y, por lo tanto, erra también en la solución.

Por último, una curiosidad para abogados constitucionalistas. Si la inflación es un impuesto no legislado, ¿quiere esto decir que la inflación es inconstitucional? Nicolás Cachanosky

 
 

11 comentarios Dejá tu comentario

  1. ¿Porque los miembros de secta creen que quiero entablar un dialogo con ellos? Mi deseo es que Gary Chicoine sea castigado en forma severa por sus crímenes y pecados. Y si sus cómplices son castigados también TANTO MEJOR. "Presupuesto base cero". PELOTUDOS. Aunque equilibren las cuentas esta todo encaminado para que todo se vaya al carajo IGUAL. Inútiles que no sirven ni para romper las pelotas. EJEMPLOS ACABADOS DE LO QUE SIRVE SER APRENDIZ DEL OBESO CHICOINE.

  2. ¡Muy interesante la mención de Alberto Fernández de REVISAR TODOS LOS NOMBRAMIENTOS DEL GOBIERNO ACTUAL! Esperemos que lo TRASLADE A TODAS LAS PROVINCIAS Y MUNICIPALIDADE SEAN DEL PARTIDO QUE SEA. Por un lado se quejan de la CRISIS HEREDADA, pero no dicen nada de la cantidad de EMPLEADOS PUBLICOS QUE TIENE EL ESTADO. Hay organismos superpuestos y solo de orden POLITICO IDEOLOGICO, por ejemplo, LAS DEFENSORIAS DEL PUEBLO (Nacionales y algunas Provinciales), EL INADI entre otras que son INTERMEDIARIAS ENTRE LA JUSTICIA Y LA SOCIEDAD. ¡ES LA JUSTICIA LA QUE DEBE ESTAR CERCA DE LA SOCIEDAD SIN IN-TER-ME-DIA-RIOS! Es la Justicia la que debe FORTALECERSE tanto para en MEDIACION como recptora de causas. Que el dinero que va a esos "nichos ocupacionales" que vayan a MODERNIZAR EL APARATO JUDICIAL. En materia de comunicaciones vemos a TELAM Y MEDIOS PUBLICOS DE RADIO Y TV. ¿Porque no UNIFICAN EN UN SOLO ORGANISMO y terminan como TELAM que responde a patrones del siglo pasado? En todo caso que sean parte del aparato periodistico de medios digitales de Radio y Tv. y chau Telam. "¡Ah,que cruel! "! " ¿cómo van a dejar gente en la calle?", ¡PERO SON CAPACES DE ACORDAR UN CONGELAMIENTO DE SUELDOS O MODIFICACION DEL SISTEMA DE ACTUALIZACION DE JUBILACIONES PORQUE "LA INDEXACION" POR IPC Y RIPTE, tan RESISTIDO EN DICIEMBRE DE 2017, ahora parece que es demasiado para los jubilados". Lo mismo pasa con otros organismos que tienen OBJETIVOS TRASCENDENTES, pero a la hora de EVALUAR la eficiencia y eficacia, solo vemos que son "cáscaras para militantes de cualquier partido". Basta ver lo que hicieron en FADEA durante el Kirchnerismo https://aviones.com/comienza-juicio-contra-ex-directivo-de-fadea-por-peculado/ ¡Ojo! Esto sucede no solo a nivel de gobierno NACIONAL, sino Provincial y Municipal en grandes ciudades, con organismos inventados a "medida del cliente político". ¡Verguenza dá hablar de crisis, mientras se aprovechan del poder para seguir generando "trabajo" bien remunerado sin beneficios para nadie, excepto el que cobra. Algunos inventan AGENCIAS o ENTES, a fin de escapar al CONTROL de parte de organismos como Tribunales de Cuenta, quienes solo ven PARTIDAS GENERALES, pero no en su detalle de consumo.

  3. Tiene razón Cachanovsky es un disparate digno del más puro peronchismo voluntarista e irresponsable eso "de poner dinero en el bolsillo de la gente". Con una inflación galopante es echar nafta al fuego. Estamos en una encrucijada de crisis que tiene 2 salidas, mirando nuestro pasado reciente: 1. la del Rodrigazo de 1975, o 2. la del 2002. La primera fue un fracaso total y terminó en hiperinflación y en el golpe militar de marzo de 1976. La 2da. fue UN ÉXITO, tal vez el único ajuste genuínamente exitoso en la historia económica argentina reciente. Otro fue en 1890, revolución del Parque, renuncia de Juarez Celman, default(hicimos quebrar la Baringa Brother) y amenaza de los british de invadirnos para cobrarse la deuda. En ambos casos el éxito tuvo como correlato una recesión macuca Y CORTA, y luego la Argentina volvió a crecer y la economía se regularizó. E1890 la bonaNza duró 3 décadas, hasta la crisis del '29. En 2002 la bonanza duró mucho menos: hasta 2008, que con la crisis de las subprimes en USA se cortó y se inició el declive que ahora ha llegado a un fondo(parece).

Dejá tu comentario

El comentario no se pudo enviar:
Haga click aquí para intentar nuevamente
El comentario se ha enviado con éxito
Tu Comentario
(*) Nombre:

Seguinos también en

Facebook
Twitter
Youtube
Instagram
LinkedIn
Pinterest
Whatsapp
Telegram

Recibí diariamente un resumen de noticias en tu email. Lo más destacado de TDP, aquello que tenés que saber sí o sí

Suscribirme Desuscribirme

Municipio de Moron. Corazón del Oeste
Cynthia Gentilezza. Analista en seguros