¡Recién Publicado!
cerrar [X]

Violación de Palermo: ¿Y si la denunciante consumió éxtasis voluntariamente?

32
Declaraciones testimoniales, entre otros elementos incorporados a la causa, podrían brindar una explicación sobre la presencia de drogas de diseño en el organismo de la víctima.
Declaraciones testimoniales, entre otros elementos incorporados a la causa, podrían brindar una explicación sobre la presencia de drogas de diseño en el organismo de la víctima.

El día 28 de febrero la joven Rocío fue sometida a un examen toxicológico en busca de drogas de abuso, el cuál arrojó la presencia en orina de estupefacientes de uso recreativo: marihuana, anfetamina y metilendioximetanfetamina, siendo estos últimos dos componentes compatibles con éxtasis o MDMA. Dicha droga, en cambio, no fue detectada en ninguno de los peritajes realizados a los 6 imputados, los cuáles sí hallaron alcohol, THC y psicotrópicos. A esto se suma el hecho de que la propia joven, respaldada por un amigo, Tomás, negó haber consumido éxtasis dentro del establecimiento bailable, le permitió a la acusación esbozar una hipótesis inicial: que a Rocío le habían suministrado éxtasis de algún modo desconocido, a fin de conducirla a un estado de vulnerabilidad que facilitara la concreción de un ataque sexual. “Nosotros tenemos la teoría de que alguien le suministró algo, a través de una bebida o a través de algo que ella no pudo percibir. Los toxicológicos arrojaron que fue intoxicada con anfetaminas y metanfetaminas… que bueno es éxtasis”, manifestó Hugo Figueroa, letrado de la querella. Sin embargo, dicha hipótesis no pudo ser adecuadamente demostrada, tal como puede leerse en el reciente fallo del juez Fernández, en el cuál se procesó a los 6 imputados por abuso sexual agravado: "(...)al menos en este estadio, no se han allegado elementos de juicio ni indicios suficientes como para robustecer la idea de que aquellos hubieran provocado el estado de inconciencia de la víctima, ya sea por medios violentos o engañosos que la indujeran a presentar el cuadro de vulnerabilidad que la afectó".

 

En este sentido, existen indicios que contradicen tanto la versión de la joven como la de su amigo, Tomás: una testigo refiere tener conocimiento de que la joven consumió éxtasis por cuenta propia en el interior del boliche, y videos recientemente salidos a la luz de momentos previos a la violación denunciada parecen respaldar esta posibilidad. Dicha testigo sostuvo también sostuvo que el amigo de la víctima, quien también declaró en la causa, era quien le había suministrado el éxtasis a Rocío, en tanto que se hallaba vendiendo dichos estupefacientes dentro del establecimiento. 

Examen toxicológico realizado a la denunciante en el Hospital Rivadavia

 

La versión de la denunciante

Al ser consultado en Canal 9 acerca de si la presunta víctima habría consumido sustancias por su propia voluntad, Hugo Figueroa, el abogado querellante, dio una llamativa respuesta:

“No, ella no consumió nada por su voluntad, y de hecho varios de los testigos que han estado con ella a lo largo de esa noche, manifiestan que no la vieron consumir nada, ni siquiera alcohol.”

Poner a partir del minuto 2:33


No obstante, la propia Rocío, quien había prestado declaración 5 días antes, reconoció haber consumido, por lo menos, alcohol y marihuana: “Recuerdo que había tomado alcohol, no recuerdo la cantidad, lo de siempre, nunca había tenido problemas con el alcohol. También había fumado marihuana, poco.”

La joven declaró haber venido a la Capital desde San Fernando, acompañada por su amigo, Tomás Agustín Iglesias, con destino a una fiesta electrónica llamada “Ro Techno Bar”, en el barrio de Palermo. Ambos habrían arribado a bordo del mismo Uber, cuyo horario de llegada serían las 5:08 de la mañana del día del hecho. En el interior de dicho establecimiento es donde, según declara, se encontró con cinco de los imputados: “Recuerdo perfectamente que estaba con mi amigo, en el boliche, bailando, y en un momento tengo un acercamiento dentro del boliche, de hablar, como es habitual, inclusive también su amigo tomás estaba presente, con cinco chicos, estoy casi segura que eran cinco chicos, me acuerdo perfectamente de sus rostros y también sé que coinciden con las personas que están identificadas y acusadas(...)”.

La dicente recuerda haber partido, alrededor de las 8 de la mañana, junto a su amigo Tomás y a estos individuos, en dirección hacia la plaza de Soler. Allí, según refiere, compartió unas cervezas con los posteriormente imputados, a partir de lo cual sostiene no recordar nada. Dicha amnesia duraría hasta el momento en el cual despertó en el hospital Rivadavia, momento en que le fue explicado que había sido víctima de una violación grupal.

Fragmento de la declaración de Rocío, en donde refiere haber compartido cervezas con los actualmente imputados, momento a partir del cuál habría perdido la memoria

En un fragmento posterior de la misma declaración, la víctima niega rotundamente haber consumido alguna sustancia distinta de las mencionadas por ella misma: “A preguntas de SS acerca de si recuerda haber consumido alguna otra sustancia distinta a la marihuana o al alcohol que refirió, respondió la compareciente que no”. A partir de estas afirmaciones, tanto la acusación como los medios de comunicación empezaron a barajar la posibilidad de que las drogas derivadas de anfetaminas, presentes en el organismo de la denunciante, hayan llegado a él sin su consentimiento.

 

La versión de Tomás Agustín Iglesias

Por su parte, Tomás, el amigo de Rocío, refiere haber acompañado a la joven a dicha fiesta en la Capital. Dentro del establecimiento, según la versión del joven, se habrían encontrado con Thomas Domínguez, uno de los imputados, el cuál le habría ofrecido marihuana, que los tres terminaron consumiendo. Luego de salir del boliche, alrededor de las 9 de la mañana, junto a la denunciante, partieron a la plaza de Soler, en donde continuaron bebiendo cerveza junto a algunos de los imputados. A partir de este momento, refiere haber comenzado a sentir malestar: “El dicente fue a comprar otras cervezas y cuando volvió a la plaza empezó a sentirse mal, luego de unas últimas ocho latas que tomaron. Cuando se terminaron las cervezas todos se fueron menos Th, Rocío, el dicente y Alexis; y ahí Th y Alexis los invitaron a tomar más cervezas a otro lado y ambos dijeron que sí. Que ya a esa altura, tanto Rocío como el dicente estaban como 'raros'. Que aclara que cuando se siente raro fue después de tomar las últimas latas de cerveza”, se lee en la declaración.

Los detalles mencionados por el testigo parecen ser un claro intento de sostener la hipótesis acusatoria según la cual los imputados le habrían suministrado a la víctima una droga de abuso de un modo oculto. En la misma declaración, más adelante, queda transcrito que “El dicente refiere que tal vez pusieron algo en el cigarrillo de marihuana”, y que “ el dicente supone que tanto a él como a su amiga 'los drogaron, nos hicieron consumir algo' no entiende eso cómo pasó. Que supone que ello fue en algún momento en que no prestaran atención, porque los que estaban con ellos se paraban y demás.”

Asimismo, podría estar intentando excusar su inacción ante el presunto abuso que estaba cometiendose ante sus ojos: “Lo que vio en las cámaras, al día siguiente por los medios fue que era como 'que la estaban manoseando adelante mío y yo no me daba cuenta' 'yo estaba como sin sentido'”.

A partir de ese momento, refiere que la joven consintió ser acompañada por este grupo de jóvenes hasta la parada de colectivo, evidentemente dejándolo a él afuera. Un llamativo fragmento de la declaración de Rocío podría brindar luz sobre este punto: “También en el espacio entre lo que me pasó en la plaza y cuando me despierto en el hospital, mi amigo no estaba. Cuando me desperté en el hospital,vi que a eso de las 14:40, 14:45 del 28 de febrero había recibido por whatsapp un mensaje de mi amigo Tomás, que manifestaba enojo comentándome que lo dejé irse solo de lo que tampoco recuerdo absolutamente nada”.

Un video recientemente difundido por la cadena C5N muestra al grupo de jóvenes, entre los cuáles se encuentra el testigo Iglesias (remera color salmón y riñonera) y dos de los imputados, Thomas Domínguez y Ciongo Pasotti.

En sintonía con la hipótesis de que ambos fueron drogados con éxtasis a través de las latas de cerveza o de algún otro medio desconocido, refiere expresamente “Que no consumieron nada más que las latas individuales de cerveza y la marihuana que consumieron ahí”.


La testigo clave

La versión de una testigo contradice frontalmente las declaraciones tanto de la denunciante como de su amigo, Tomás. La joven refiere haber llegado poco antes de las 5 de la mañana y “se encuentra ahí con Tomás -así llama a Thomas- y su amigo Alexis” (refiriéndose a dos de los imputados, Thomas Domínguez y Alexis Cuzzoni). Al cabo de un rato en el establecimiento, refiere haberse topado con Rocío, quien en palabras suyas “estaba recontra excedida, tiene entendido que había tomado éxtasis o alcohol, estaba sobrepasada”. Más adelante explicó sus motivos para pensar que la joven habría consumido dicha sustancia: “tiene entendido que consumió antes, ya que el amigo de ella, hablando, le había dado a entender eso. La dicente lo vio consumir éxtasis al amigo de Rocío”. A esto, la testigo agregó que Tomás Iglesias, además de haber tomado éxtasis junto a su amiga en el boliche, se encontraba “vendiendo pastillas”, que estaba “en esa”.

Fragmentos de la declaración de la testigo


Los dichos de esta testigo no sólo ponen en tela de juicio lo declarado por la propia denunciante y su amigo, sino que sitúa al testigo Tomás en la posible comisión de un delito. Permiten también trazar como hipótesis que la denunciante haya consumido voluntariamente éxtasis en el interior del establecimiento, que luego haya recuperado la sobriedad, y que haya llegado nuevamente al estado de alteración que se ve en las cámaras de seguridad del día 28 de febrero a través del consumo voluntario de bebidas alcohólicas y otras sustancias, todo con posterioridad a la salida del boliche. Si bien la testigo es conocida de uno de los imputados, no parece ser favorable a ellos: “para ella no estaba consciente, no podía por su estado, consentir un acto sexual”, dice al referirse al estado de Rocío en el interior de Ro Techno Bar. No obstante, la dicente recuerda que, cerca de las 8 de la mañana, la presunta víctima se encontraba” un poco más tranquila, como que se le había pasado el efecto anterior”.


La respuesta

Tribuna de Periodistas se contactó con Tomás Iglesias a través de la plataforma de mensajería de whatsapp, a fin de consultarlo acerca de las contradicciones entre su testimonial, la de la denunciante y la de la testigo. Ante esto refirió primeramente no recordar del todo lo ocurrido aquella noche: “Si amigo la mas linda esa ... pero posta q no consumimos nada q yo sepa o me acuerdo jajaja” (SIC); “No ni idea, capaz estaba más lúcida q yo, yo estaba muy ebrio y si recuerdo cosas es por rocio más q nada, pq sino yo borro cinta enseguida. Y sino de última que la testigo hable conmigo capaz algún recuerdo me desbloquee Pwro hasta donde yo sé no se consumió nada” (SIC); “Borracho se pasan muchas cosas Y más con la cantidad de birra q tomamos” (SIC).

Inmediatamente después, Iglesias pasó de dudar a negar rotundamente el hecho: “Na pq sino ahora me acordaría ya q vos me lo decis. Pero por lo que yo tengo visto de esa noche no recuerdo nada de éxtasis en ningún momento” (SIC). Posteriormente se negó a seguir respondiendo preguntas y le reprochó a este periodista una supuesta actitud favorable a los imputados: “Y listo amigo hasta acá llegamos, de última que me hable esa tal ... y listo amigo, posta que me da a que sos alguien que quiere ayudar a los imputados y no me vas a hacer hablar nada más, ya t respondí un par de preguntas espero q sigas bien!” (SIC).


© Tribuna de Periodistas, todos los derechos reservados

 
 

32 comentarios Dejá tu comentario

  1. Más allá del nivel decadente de los protagonistas, se pueden hacer algunas conclusiones derivadas de la lógica. Si la chica se sintió mal estando en compañía de los acusados, no parece razonable que haya consumido por su propia voluntad: ¿va a tomar éxtasis y no va a “convidar” a los mismos que les ofrecieron cerveza y marihuana?.

  2. Para mí lo más acertado de estás opiniones es que con la droga consumida y el alcohol que tenían en el cuerpo, ninguno estaba en condiciones de sostener una relación sexual, creo. Puede haber tentativa, eso creo más posible.

  3. Tome de a poco dicen los kirchos yo les digo a los chicos vean lo que les pasa a los que toman de a poco así terminan lo que deben decir ustedes es que la drogas matan las drogas te violan las drogas destruyen digan no a las drogas no se dejen tentar por está secta satánica que los quiere drogados no se dejen tentar sus almas están en juego piensen en sus almas

  4. cristóforo cacarnú los viejitos hicieron el mundo en el que vivís vos comodamente, pelotudo. Si sos un pendejo de mierda te pensás que sabés más que el resto que ya vivía mientras tu vieja te limpiaba el culo con la mano, salame cagón?

  5. todavía no salió a la luz que pasa con los panaderos, ellos primeros la cagaron a palos a la piba, esta se quiso escapar, y después los mismos panaderos hacen la denuncia de violación. raro

Dejá tu comentario

El comentario no se pudo enviar:
Haga click aquí para intentar nuevamente
El comentario se ha enviado con éxito
Tu Comentario
(*) Nombre:

Seguinos también en

Facebook
Twitter
Youtube
Instagram
LinkedIn
Pinterest
Whatsapp
Telegram
Tik-Tok
Cómo funciona el servicio de RSS en Tribuna

Recibí diariamente un resumen de noticias en tu email. Lo más destacado de TDP, aquello que tenés que saber sí o sí

Suscribirme Desuscribirme

Notas Relacionadas

Los seis "violadores" de Palermo prestan declaración indagatoria

En el día de la fecha, los 6 imputados van a prestar declaración indagatoria en el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional 21 a cargo del Dr. Marcos Fernández. El lunes pasado, seis hombres de entre 20 y 24 años fueron detenidos tras ser acusados de abuso...