¡Recién Publicado!
cerrar [X]

La muerte de Sebastián Forza

0
17626
LOS NOMBRES QUE DESCONOCE LA JUSTICIA
LOS NOMBRES QUE DESCONOCE LA JUSTICIA

A fines de mayo de 2008

 

A fines de mayo de 2008, me llamó una fuente de información oficial a efectos de presentarme a un supuesto "arrepentido" en el tema farmacéutico. Sabía que unos meses antes, en Tribuna de periodistas habíamos publicado una vasta investigación acerca de la mafia que envuelve a algunos de los laboratorios medicinales más conocidos.

Interesado en la propuesta hecha por el informante, arreglamos en encontrarnos al día siguiente en una confitería ubicada en la intersección de las calles Viamonte y Paraná de esta Capital Federal. Allí, la fuente —que llegó con su respectivo chofer— me presentó a la persona que me relataría los pormenores de una supuesta "mafia farmacéutica". Se llamaba Sebastián Forza y venía acompañado a su vez de uno de sus ex empleados, llamado Pablo Florentín.

Nos sentamos los cinco en el lugar central de la confitería y nos dispusimos a almorzar. Forza me había impresionado fuertemente, no sólo por su elegante vestimenta —imposible de costear para un periodista como yo— sino por la seguridad que demostraba en cada una de sus afirmaciones. "Yo trabajé con Rubén Romano, fui socio de él en una empresa llamada Prefarm", me dijo para quebrar el hielo. "Rompimos relaciones en noviembre de 2007, porque quise abrirme de la joda. A partir de ese momento, no dejo de recibir amenazas", prosiguió (1).

Le mencioné entonces que conocía la existencia de Romano y de una causa judicial que lo rozaba por jugosos negociados en el PAMI. "Es una causa que llevó adelante Carlos Stornelli, con quien tengo cierta amistad", le aseguré para intentar ganar su confianza.

A partir de ese momento, Sebastián comenzó a describir una diabólica trama de corrupción que involucraba a laboratorios medicinales, organismos públicos e instituciones privadas. Algunas de sus afirmaciones:

-"Hay un fraude descomunal con medicamentos para hemofílicos, especialmente uno llamado Novoseven, es un factor siete (proteína de coagulación). Son medicamentos carísimos que encima son sobrefacturados por los mismos laboratorios (...) Hay que investigar a un tal Javier Gauna, gerente de laboratorios Novo Nordisk".

-"Otra de las jodas era la de truchar recetas y prescribir de más medicamentos caros, como los oncológicos, contra el SIDA y los propios factores hemofílicos, a ciertos pacientes. Es decir, si una persona necesitaba tres dosis de un remedio, se le prescribían 20. Los 17 restantes eran revendidos en el mercado. (...) En esto estaban prendidos los mismos laboratorios, ciertos funcionarios del Estado y nosotros, los intermediarios".

-"Grandes negociados se han hecho en la delegación 6º del PAMI, en Mitre y Junín".

-"Te mentiría si te dijera que no estoy involucrado en esto, pero yo me quiero abrir. El problema es que conocer todo esto pone en riesgo mi vida. Acá no sólo estamos hablando de negociados y sobreprecios, también de adulteración de drogas y manejo de químicos (¿precursores?)".

-"Un fraude interesante se ha dado entre el Ministerio de Salud y laboratorios Abbott en la provisión de remedios contra el SIDA. Muchos de esos remedios eran revendidos, a sabiendas de los funcionarios".

-"Laboratorios Roche solía rellenar un remedio para el cáncer de mama llamado Mabthera. Con lo que le ponían, lo dejaban totalmente inocuo".

-"En algunos robos a camiones con medicamentos están involucrados los mismos laboratorios. Por un lado, cobran el seguro correspondiente. Por otro lado, revenden los remedios a través de un mercado paralelo".

-"¿Quiénes me amenazan? buscá la solicitada en la que aparecemos todos los aportantes de la campaña de Cristina Kirchner y allí encontrarás los nombres".

-"Si querés entender cómo es posible todo esto, investigá a algunos funcionarios del ANMAT y empresarios de una empresa fantasma llamada Profarma".


-"Hay un importante ministro de la Nación que protege a todos estos delincuentes (luego mencionaría a Aníbal Fernández, como el que juró que lo mataría). Los Kirchner están al tanto de todo".


Elocuencia aparte


Justicia perseguirás

A primera hora de la mañana del viernes 15 de agosto, me dirigí a la ciudad de La Plata a efectos de aportar al ministro de Seguridad bonaerense, Carlos Stornelli, la grabación de una parte de esa entrevista, sumado a una serie de nombres que me había proporcionado Forza.

En el trayecto recibí el llamado de la ministra de Salud, Graciela Ocaña, ofreciéndome documentación respaldatoria sobre el mencionado Rubén Romano y contándome algunas de sus trapisondas. "Romano estuvo investigado y procesado en una causa por sobreprecios en el PAMI. A mí me amenazó sin ningún reparo, es un tipo pesado", me confesó en el breve diálogo mantenido, quitando la poca tranquilidad que llevaba conmigo.

Luego del intercambio de comentarios relacionados al avance de ciertos "testaferros" de la salud, quedamos en encontrarnos en unos días para analizar juntos lo que cada uno tuviera al respecto.

Pero, volvamos a Carlos Stornelli. Luego de recibirme amablemente, me saludó como siempre: "¿Qué hacés Christian, tanto tiempo?". Estrechó su mano con la mía y, sin dejarme responder, agradeció mi aporte de información, al tiempo que me aseguró que ninguna línea de investigación debía descartarse, ya que incluso podía haber alguna relación entre las dos más importantes: laboratorios medicinales y narcotráfico.

Ipso facto, me reveló algunos detalles de la causa judicial aparecidos en las últimas horas. "Estos jóvenes empresarios se quedaron con tres millones de dólares de un cártel de drogas (...) está acreditado que Jiménez Jaramillo (el colombiano que sobrevivió a la masacre de Unicenter) tuvo al menos una comunicación con Forza", confesó el funcionario.

Al mismo tiempo, adelantó que agentes de Inteligencia de Colombia venían siguiendo los pasos de Forza y sus amigos. "Hay un hecho acaecido en diciembre de 2007 que pasó desapercibido para la mayoría de los medios y que es clave para entender todo esto. Tiene que ver unos colombianos que aparecieron descuartizados, investigalo".

Finalmente, Stornelli advirtió: "pronto habrá importantes novedades".


Los sonidos del silencio

A medida que avanza la investigación, la desinformación y la especulación crecen en los medios de comunicación. Mucho de lo que se dice, no es es real.

Las dos líneas de investigación más importantes encierran nombres que deberán ser pertinentemente investigados por la Justicia. En el marco de la supuesta mafia de los medicamentos, el nombre de José Luis Salerno, un ex policía exonerado de la fuerza, suena fuerte en los oídos de los investigadores. Se cree que Damián Ferrón era testaferro de Salerno en el rubro de la provisión de remedios a importantes instituciones públicas.

Por otro lado, en el marco de la línea del narcotráfico, el nombre que resuena en estricto secreto es el de Ibar Esteban Pérez Corradi intermediario de cárteles mexicanos en el negocio argentino de los precursores químicos. Este último le habría adelantado gran cantidad de dinero a Forza a efectos de iniciar una especie de Joint venture para exportar efedrina.

"Sebastián (Forza) se gastó todo el dinero aportado por Pérez Corradi para cubrir sus gastos y encima se dio el lujo de mandarlo a la mierda. El tipo le dijo que se lo iba a cobrar y lo hizo. Es un personaje peligrosísimo, la cara visible de algunos cárteles de la droga en la Argentina", comentó en las últimas horas a este cronista una persona de estrecha confianza del fallecido Forza.

Hay un dato real: Forza, bajo la modalidad de "testigo protegido", había denunciado a Pérez Corradi en la Justicia, hecho que llegó a oídos de este último a través de un importante intendente de la zona oeste de la provincia de Buenos Aires. Lo demás, es historia conocida.

Su muerte, ¿habrá sido obra de la mafia de los medicamentos? ¿Habrá sido la mafia de los cárteles de droga? ¿Habrán sido ambas? Sea como fuere, la Justicia deberá superar la fuerte presión política que se avecina -especialmente por parte de un enriquecido y poderoso ex senador bonaerense- e intentar llegar a la verdad de lo acontecido.

Será la única manera de detener el incesante avance de los cárteles de droga en nuestro país.

Christian Sanz

(1) Forza admitió que le debía mucho dinero a Romano. "Yo le dije que le iba a pagar en cuotas, como pudiera, que no me rompiera las pelotas", admitió en la misma entrevista.

 

0 comentarios Dejá tu comentario

Dejá tu comentario

El comentario no se pudo enviar:
Haga click aquí para intentar nuevamente
El comentario se ha enviado con éxito
Tu Comentario
(*) Nombre:

Seguinos también en

Facebook
Twitter
Youtube
Instagram
LinkedIn
Pinterest
Whatsapp
Telegram

Recibí diariamente un resumen de noticias en tu email. Lo más destacado de TDP, aquello que tenés que saber sí o sí

Suscribirme Desuscribirme

Municipio de Moron. Corazón del Oeste
Cynthia Gentilezza. Analista en seguros