¡Recién Publicado!
cerrar [X]

¿Por qué todos estos "tuiteros" desisten de debatir conmigo? (Manual para destrozar trolls, parte 5)

3
Catarsis en primera persona
Catarsis en primera persona

Las redes sociales son un micromundo de catarsis sueltas. Es un espacio libre donde uno puede transmitir sus pensamientos y locuras.

 

Mi lugar favorito es Twitter, terruño donde me siento más cómodo que en otros lares. Allí doy a conocer gran parte de mis pensamientos y viralizo mis notas periodísticas.

Sin embargo, cada tanto aparecen los impresentables de siempre. Aquellos que solo saben injuriar y destruir a su paso, jamás construir nada.

Los hay de carne y hueso —los menos— y también “trolls”, aquellos que se escudan en nombres inexistentes porque carecen de la valentía necesaria para el debate cara a cara.

Los hay de todos los colores: macristas, kirchneristas, libertarios, etc... la lógica es la misma, más allá de los colores ideológicos o partidarios que muestren.

Son los que tiran la piedra y esconden la mano, cagones de manual. Suelo debatir cada tanto con ellos y siempre les termino ganando cuando llego a un punto: el desafío al debate. Es un umbral que jamás se atreven a cruzar.

Un caso reciente es el de @SJNecromancer (humillado, debió cambiar su nombre a @Gazorpazorpfiel) un tipo ya peligroso porque sus ideas son totalitarias, casi nazis. Fue el último al que invité a discutir y arrugó.

El cruce de tuits puede verse más abajo, al igual que el que tuve con muchos otros trolls. Incluso he desafiado públicamente al debate a conocidos referentes K. Sin suerte, obviamente.

Algunas de las cuentas de Twitter que la cagonearon son las siguientes: @GuillermoWoll, @ChefGuevara1, @Lalauripi, @JosePepeParrot, @Tuitterdeale, @Yosoyclaudius, @AEL601, @JPerdy4, @Miikuuchiii, @Lipons1, @Tinchuss, @Rubenc01311033, @domingo_argie (Bernard Natanson), @Santiag80101948 y@Julioragone. Insisto: podrán ver los cruces al pie de esta nota.

Entonces, ¿cuál es la conclusión? Simple: nadie puede defender lo indefendible. Solo se puede insultar anónimamente y pasar a otro tema. Pero jamás se podrá argumentar seriamente.

Por eso, cada tanto me gusta hacer este tipo de notas, a las que titulo “Manual para destrozar trolls”. Acaso una provocación, pero también una verdad. Porque es lo que uno termina haciendo siempre. Vaya otro capítulo de esta saga, pues...


 

3 comentarios Dejá tu comentario

  1. Es que claramente cuando le invitas a debatir no tienen argumentos solidos entonces recurren al insulto personal de las mil formas diferentes. Cuanto mas personal y mas insultante, mejor. Y se quedan ahi. Otra que no sabe debatir en absolutamente nada, si no viene con su discurso ya preparado de ante mano, es la faraona egipcia. Jamas se la ha escuchado debatir con nadie. Uno que es campeon en debatir y que le ha sabido ganar al mismo Anibal Fernandez es Fernando Iglesias. La reina batata no solo no sabe debatir, sino que tampoco sabe dar ningun tipo de explicaciones al arqueo de caja retorcido durante sus 8 años de mandato. Dado que afirmo, eso si, que la historia la absolvera. Referente a lo tuyo, Christian, no vale la pena calentarse con estos gilunes. Lo unico que ha afirmado es que la h

Dejá tu comentario

El comentario no se pudo enviar:
Haga click aquí para intentar nuevamente
El comentario se ha enviado con éxito
Tu Comentario
(*) Nombre:

Seguinos también en

Facebook
Twitter
Youtube
Instagram
LinkedIn
Pinterest
Whatsapp
Telegram
Tik-Tok
Cómo funciona el servicio de RSS en Tribuna

Recibí diariamente un resumen de noticias en tu email. Lo más destacado de TDP, aquello que tenés que saber sí o sí

Suscribirme Desuscribirme

Notas Relacionadas

Manual para destrozar trolls de Twitter

Están ahí, agazapados, escondidos en el anonimato que regalan las redes sociales. Solo saben insultar, jamás argumentar. Se dedican a la provocación más básica, a la altura de un chico de la primaria. Son los célebres “trolls”...